Hipertensión Arterial

hipertension-arterial

“Un enemigo Silencioso”

Según la organización mundial de la salud, más de uno de cada cinco adultos tiene la tensión arterial elevada.

Se le conoce como el “enemigo silencioso”, ya que en un principio no presenta ningún síntoma detectable. sin embargo progresa hasta causar daño orgánico.

Es un trastorno en el que los vasos sanguíneos tienen una tensión persistentemente alta, lo que puede dañarlos.

Tensión Arterial – Valores normales 

120/80 mmHg

Cuanto más alta es la tensión, más esfuerzo tiene que realizar el corazón para bombear.

Clasificación de la Tensión Arterial

Hipertensión Primaria o Esencial

Aumento progresivo de la tensión arterial, generalmente no produce síntomas. De causa desconocida, abarca el 90%. Suele ser familiar.

Hipertensión Secundaria

Abarca el 10% de los casos. Es de origen conocido. Ésta si se puede corregir. Fármacos, embarazo, etc.

Peligros de la Hipertensión Arterial 

Cuanto más alta es la tensión arterial, mayor es el riesgo de:

Enfermedad Coronaria

Daño Renal

Accidente Cerebro vascular

Cómo Prevenir 

-Evite la sal. Ésta hace que el cuerpo retenga más líquidos, esto produce mayor presión en las arterias aumento de tensión.

-Realizar ejercicio, ya que la obesidad es un factor de riesgo.

– Reducir consumo de alcohol y tabaco.

-Dieta saludable, consumir frutas y verduras.

– Medir la tensión con regularidad.

– Evitar el estrés.

Valores de referencia. 

Óptima: 

Sistólica: 90-120 mmHg

Diastólica: <80 mmHg

Normal:

Sistólica: 120-129 mmHg

Diastólica: 80-84 mmHg

Normal Elevada: 

Sistólica: 130-139 mmHg

Diastólica: 85- 89 mmHg

Hipertensión grado 1

Sistólica: 140-159 mmHg

Diastólica: 90- 99 mmHg

Hipertensión grado 2

Sistólica: 160-179 mmHg

Diastólica: 100- 109 mmHg

Hipertensión grado 3 

Sistólica: >180 mmHg

Diastólica: >110 mmHg

Recomendaciones para tomar la presión arterial

Reposar por lo menos 5 minutos antes de tomarla.

No haber tomado bebidas  que puedan alterar el resultado, como café, té o  energizantes.

La Posición del cuerpo, preferiblemente sentado. Con la espalda bien apoyada en la silla.

EL brazo debe estar estirado, a la altura del corazón.

Es importante que mientras se tome la tensión la persona no hable y trate de estar lo más cómoda posible.